Cómo ir vestida a una cita de negocios

¿Usted acaba de obtener una cita de negocios importante? ¿Quiere lucir bien y negociar con éxito el contrato? ¡Tendrá que confiar en usted y en su conocimiento para responder a este desafío, y para eso, primero debe estar bien consigo mismo! Para las mujeres, vamos a ver cómo vestirse para una reunión de negocios.

Primera etapa: preparación de la cita

Para las mujeres y los hombres, es importante estar perfecto durante ese día, para dar una buena impresión desde los primeros segundos. Para esto, se debe usar ropa hecha con tejidos de calidad, bien doblada. De hecho, hay que elegir la ropa no demasiado grande ni demasiado apretada, porque pondrá demasiado en relieve sus formas, si usted es una mujer.

Ponerse en contexto: vestirse para una reunión de negocios, estar en armonía con su público. Si está trabajando en una gran empresa, su aspecto debe permanecer clásico y elegante. Por ejemplo, un traje pantalón es perfecto. También puede optar por un pantalón “pitillo” con una blusa de seda y una chaqueta boyfriend.

Si usted trabaja en un ambiente artístico o de comunicación, se puede optar por ropa más estilizada. En este caso será más oportuno optar por un vestido con flores, botas bajas y una chaqueta de color.

Si la cita es por la noche durante una fiesta y/o al restaurante, lo ideal es usar un vestido largo, generalmente de color negro.

Vestido sin tirantes negro intenso en H&M o Rosegal

Pantalones elegantes con Asos o Osöm

Para la próxima cita, apostar por un armario neutro, que consiste en un traje azul marino o negro, una falda clásica y pantalones de vestir, con que se puede usar blusas de color beige, blanco o gris.

Evitar esto:

-Demasiada ropa sexy como mini faldas y escotes (se perderá la atención del cliente)

-Camisa transparente, demasiado corto o demasiado apretado

-Tacones muy altos

Es importante recordar que si tenemos cualquier duda a la hora de qué marcas elegir podemos acudir a Amazon, ya que encontramos una gran variedad de marcas que nos podrán sacar de un apuro.

Lo lógico es que usted esté aspirando a un puesto en su propia ciudad, pero si es de esas personas a las que les gusta la aventura y prefieren aplicar en otras ciudades, un punto importante es llegar a tiempo a la “cita”. Para ello, lo primordial es escoger un vuelo con una compañía de confianza (Vueling, Iberia, etc.). Una vez lleguemos a la ciudad, en caso de tener tiempo, sería conveniente acudir al hotel a prepararnos bien para la entrevista. Una vez lo tengamos todo preparado, todas las cartas están echadas. ¡Suerte, y al lío!

Evita estos errores de emprendimiento

  • Propuesta de valor: Como cualquier empresa, un negocio emergente debe cuidar la propuesta de valor con la que sale a buscar clientes, es decir, no basta con tener una buena idea, hay que convencer al mercado. Para ello, lo principal es tener claridad al comunicar qué es aquello que estamos ofreciendo. En este sentido, debemos alejarnos de las ambigüedades, de los clichés, del eterno lugar común. Si a mí me ofrecen el mejor servicio, con la mejor calidad, al mejor precio, y, además, me lo entregan en la casa, pero no me saben explicar con precisión qué es y para qué me va a servir, lo más probable es que nunca lo vaya a comprar. Por lo tanto, si no podemos definir rápido y bien qué estamos proponiendo al mercado, qué necesidad estamos resolviendo y cómo nos diferenciamos de los demás, lo mejor será tomar un poco de tiempo para reflexionar y precisar.
  • Montos y tiempos: Es preciso conocer con exactitud cuánto vamos a necesitar para arrancar el negocio y en qué momento lo vamos a requerir. Es decir, es imprescindible conocer los flujos de efectivo del negocio: cuándo va a entrar el dinero, cuándo va a salir y en qué cantidades.
  • Distribución: La complicidad de los distribuidores es vital para asentar el producto o servicio en la preferencia de los clientes. La forma en la que vamos a hacer llegar nuestra oferta a los consumidores es la garantía para que el negocio se repita o para que jamás se vuelvan a acercar. La distribución debe cumplir varias promesas: entregar en la fecha compromiso y en forma óptima. El producto no puede llegar tarde ni roto ni echado a perder.
  • Promoción: Éste es el factor crítico que muchos emprendedores pasan por alto. Los operadores de negocios emergentes deben estar dispuestos a dedicar esfuerzos, tiempo y recursos para llegar al éxito. No, las campañas en redes sociales ya no son suficientes para dar a conocer su producto o servicio; es necesario ir más allá. Los tiempos en los que a través de anuncios en internet se despertaba el interés de los consumidores ya pasaron a la historia. Hoy, muchos negocios alternativos están cayendo en el error de circunscribirse únicamente a promocionarse por medios electrónicos y cosechan resultados pobres. Es necesario tener en cuenta mayores puntos de contacto con sus clientes objetivo, ir a exposiciones, publicitarse en revistas especializadas, salir a la calle, sensibilizar el mercado: elevar la mano en forma física y decir ¡aquí estoy!
  • Exceso de parquedad: Es verdad, uno de los pilares que sustenta el modelo de startup es la frugalidad, es decir, se basa en un uso moderado de los recursos con el fin de optimizarlos. Se trata de operar estructuras sencillas con costos mínimos para perseguir ganancias que crezcan en forma exponencial. Sí, el error de muchos emprendedores es que entienden mínimos como sinónimo de nulos. No, no existen proyectos costo cero, que no generen gastos y que además den utilidades. Ser conscientes y cuidadosos con los egresos significa estar pendientes de poner el dinero en lo que de verdad va a redituar. Cuando se cierra la bolsa por completo, le cortamos la fuente de oxígeno al negocio y ahogamos el proyecto.
  • No buscar ayuda: Muchos emprendedores evitan buscar consejo, prescinden de las asesorías y se rehúsan a pagar expertos. Cuando el emprendedor no entiende que es imposible ser experto en todo y se niega a pedir apoyo, se cierra la posibilidad de llevar su negocio a mejor puerto. Ojos experimentados pueden evitar ciertos riesgos, alertar sobre las debilidades del negocio, saben distinguir oportunidades y cimentar fortalezas que, tal vez, quien emprende no ha logrado vislumbrar.
  • Creer que la ayuda debe ser gratuita: Un error común es pensar que la ayuda, capacitación, consejo debe ser pro bono. Lo que se detenta como gratis, generalmente tiene costos ocultos que de todas formas hay que pagar. Se paga la falta de oportunidad, de precisión, de calidad; se queda a deber un favor, se genera molestia, se bloquea la continuidad. En cambio, pactando una tarifa adecuada, el emprendedor tiene derecho a exigir y obtener lo que realmente necesita. Los servicios profesionales, el consejo experto, debe ser facturado y pagado con gusto.

 

Emprender de manera segura

Disponer de un buen asesoramiento legal y de una formación adecuada son las claves para emprender de forma segura. Así se desprende de las ponencias presentadas en el marco de los cursos de verano de la Universidad Complutense de Madrid en San Lorenzo de El Escorial, durante una jornada denominada “Autónomos: clave del crecimiento económico y el empleo en España”.

La primera ponencia, titulada “La economía del fracaso: nueva oportunidad para emprender”, ha sido presentada por el Presidente del Colegio de Gestores Administrativos de Extremadura, José Manuel Mariño, quien ha asegurado que la crisis puede ser una buena oportunidad para cambiar las cosas. Aunque reconoce que emprender es difícil, aconseja aceptar la realidad y adaptarse.

En su opinión, las claves para el emprendimiento son el optimismo, la proactividad y tener un proyecto de vida. “Creyendo en el proyecto y sin desfallecer”, ha dicho. Además, Mariño ha subrayado que los autónomos son los que mejor se adaptan a las nuevas formas de llevar una empresa y a las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

Por su parte, Carlos Antón, miembro de Additia Legal, ha hablado sobre la necesidad de estar bien asesorado legalmente para emprender. Antón ha argumentado que el emprendedor debe conocer los riesgos que corre en cada fase de su empresa y que la falta de conocimientos legales puede llevar al empresario a cometer grandes errores con consecuencias fatales.

Oportunidades emprendoras en Europa

El resto de ponencias se han dedicado a las experiencias emprendedoras en la Unión Europea y programas de innovación. El técnico de la Comisión Europea, Carlos Martín, ha destacado que los autónomos españoles son los que más se han beneficiado del Plan Juncker, que ha puesto a disposición de las pymes y autónomos europeos 85.000 millones de euros.

Por otro lado, el profesor de química y emprendedor, Jorge Contreras, ha reclamado un cambio en la relación que mantienen las pequeñas empresas con las universidades y una mayor colaboración entre ambas para la investigación y el desarrollo de patentes.

Consejos para vender una startup

1. Mostrar cifras lucrativas

Los compradores van a querer ver las cosas al largo y corto plazo, lo que significa riesgos, ganancias, crecimiento, etc. Cuando vayas a vender, necesitarás tener todas estas cosas resumidas para tu posible comprador y así captar su atención. No van a querer gastar mucho tiempo en ver propuestas, y claramente tampoco querrán mirar cualquier presentación que no pueda ser resumida.

2. Asegúrate que tu negocio sea transferible

Los compradores van a querer cualquier cosa que haga de su continuidad algo sencillo, aún si tú dejas de ser parte de esto. Tus sistemas necesitan ser capaces de ser enseñados, al igual que tus procedimientos operacionales estándar. También debes asegurarte de que el valor de tu negocio no se pierda sin ti, al igual que mantener el patrón para recibir ingresos como algo sustentable y respetable. Un comprador pasará por arriba de algo que requiera más trabajo del que se necesita, así que haz de tu idea algo fácil de reproducir.

3. Prepárate antes

Si vas a querer vender tu startup, vas a necesitar mucha información para presentar a los compradores que están negociando. Debes tener la idea en tu cabeza respecto a venderla un año antes de que la presentes realmente. De esa forma, estarás preparado cuando llegue la fecha.

4. Muestra crecimiento continuo

Una mejor adquisición de una empresa que mantendrá sus ganancias, es una compañía que tenga ingresos que continúen creciendo a medida que pase el tiempo. Al darle a los compradores un plan de crecimiento, ellos serán capaces de ver la inversión en tu emprendimiento como algo que continuará entregando cada vez más al negocio mayor, y así añadirá valor a la posible compra.

5. Conoce el ritmo de adquisición

Los negocios más grandes crecen a un ritmo más lento, y necesitas estar preparado para promocionar ese punto de vista también. Vender cosas que funcionen al largo plazo y presentar ideales sobre el panorama más grande, son cosas que contemplar. Además, debes prepararte para ser paciente, ya que los grandes negocios toman decisiones al paso de un caracol comparado (muy distinto a cómo se hace en una startup).